El fin del mundo y un despiadado país de las maravillas

Recuerdo cuando mis hermanas jugaban con unos bellos unicornios. Al principio uno, como hombre, se acercaba a ellos y los miraba de forma extraña; hasta se preguntaba si la figura de plástico compensaba su falta fálica con la protuberancia en la frente. Continuar leyendo «El fin del mundo y un despiadado país de las maravillas»

Anuncios

Alexievich, literatura neo trágica

“Pare de sufrir”, serían las frases falaces de muchos presentadores y presentadoras de televisión en esos programas basura de las mañanas. Parar de sufrir no es posible, lo mejor es conocer un sufrimiento real para entender que la felicidad no es más que otra especie de padecimiento. Continuar leyendo «Alexievich, literatura neo trágica»